La despedida de soltera se debe celebrar cuatro o seis semanas antes de la boda.

Puedes invitar a las mismas personas que acudirán a la ceremonia nupcial. Usualmente, las organizadoras no convidan a menores de 13 años.

Casi siempre la hermana, madre, primas, amigas y la dama de honor son las que se encargan de preparar la fiesta.No es obligatorio servir bebidas alcohólicas en la despedida. Con un ponche, sangría y refrescos es suficiente. Además, se ahorra dinero.

Para la despedida de soltera, generalmente, se selecciona una habitación de la casa para que los invitados la amueblen; o sea, para que le regalen los artículos que corresponden al área escogida. Si se elige la cocina, se obsequia desde el horno de microondas hasta las agarraderas.

Generalmente, los gastos de la despedida, se comparten entre la familia de la novia o, entre los invitados se dividen la comida, bebida o aperitivos que se van a servir. Y lo más importante, diviértete mucho y disfruta de las bromas curiosas que te harán tus amigas. Debes tener muy buen sentido de humor ese día.