Decide el día y el horario en que harás la fiesta, teniendo en cuenta que siempre es ideal que si piensas festejar hasta muy tarde, al otro día, toma en cuenta a la mayor parte de tus invitados si no tienen pendientes al siguiente día.

 Confecciona una lista de invitado para tener una primera idea de cuál será el número y las edades de los mismos, cuando sepas la cantidad, podrás decidir si la fiesta puede o no hacerse en tu casa, piensa que cada invitado requiere casi de 2 metros cuadrados para poder sentarse, comer, charlar, bailar, sin sentirse incómodo.

 Decide cómo será la comida, si habrá una mesa con opciones saladas y dulces, y cada uno escogerá lo que quiere con platitos y comerá sentado en sillas, sillones o parado, o si harás una comida con el formato tradicional, es decir todos sentados a la mesa comiendo un menú.

 Una vez que tengas en claro la lista de invitados, envía mails o invitaciones postales a todos y pide confirmación.

 Recién cuando hayas tenido la confirmación de la mayor parte de los invitados puedes empezar a hacer las compras, vajilla descartable, servilletas, snacks, y la comida que según el tipo de elaboración que requiera comprarás o no a último momento.

 Cerciórate de tener un asiento para cada invitado, hoy por hoy existen empresas que alquilan sillas y sillones para fiestas.

 Para las bebidas calcula como mínimo un litro por persona, y para asegurarte de que tendrás suficientes para toda la fiesta. Ten una provisión de hielo preparada. Para las fiestas en la que la mayoría de los invitados son mayores, una barra de bebidas alcohólicas puede ser una opción muy interesante, pues ellos arman los tragos y las bebidas en una barra montada en algún rincón, y los invitados piden a su gusto lo que desean tomar.

Ten preparado un lugar donde los invitados puedan dejar sus cosas.

Realiza algún tipo de decoración o ambientación en la sala donde festejarás.

Asegúrate de tener pilas o baterías de la cámara y/o video. Encárgasela alguien.

Si en tu fiesta tu vas a poner la música, comprueba que tienes el ipod con la música y las conexiones que necesitas para amenizar tu fiesta.

Si hubiere niños, saca del alcance de sus manos todo aquello que pueda romperse.

Trata de tener todo limpio, decorado, con asientos suficientes para todos, bebidas refrigeradas, etc, por lo menos una hora antes de que lleguen los invitados, de esta forma podras relajarte, darte un baño y prepararte para disfrutar de tu festejo.